El día anterior el Kaiser había informado al embajador austríaco que nada podía contestar con firmeza hasta haberlo consultado con el Canciller Bethmann-Holweg. Hoy, este recibe en su despacho de BERLIN al embajador Szögyényi y al enviado Hoyos. También está allí con ellos el subsecretario Zimmermann.

El Canciller de Alemania, Bethmann-Holweg, quien ¿Confirmó la «Carta Blanca»?

Lo primero que llamará la atención del informe sobre esta reunión elaborado por el embajador austríaco es que de noventa líneas solo nueve se refieren al que debería ser el problema más acuciante a tratar: la crisis provocada por el asesinato. Estas nueve líneas dicen: “en lo que se refiere a nuestra relación con Serbia [el canciller] dijo que el punto de vista del gobierno alemán era que debíamos juzgar lo que debía hacerse para solucionar el problema. Que fuera cual fuera nuestra decisión, podíamos confiar en que Alemania, como aliada y amiga, nos respaldaría. En el transcurso posterior de la conversación averigüé que tanto el canciller como su soberano imperial veían una inmediata intervención nuestra contra serbia como la mejor y más radical solución para nuestros problemas en los Balcanes. Desde un punto de vista internacional considera que el momento presente es mejor que cualquier otro”.

Es un buen resumen de lo dicho el día anterior, salvo por un detalle: el 90% de posibilidades de que se desencadenara una guerra europea que, según Hoyos, había previsto Zimmermann.

Habíamos prometido volver sobre esta cuestión, y ahora es el momento. Consideremos por un momento la cuestión. Según la historiografía el resultado de estas conversaciones fue una supuesta “Carta Blanca” otorgada por Berlín a Viena para actuar sobre Serbia como mejor le pareciera. Pero. ¿Cuál fue la percepción de dicha “Carta Blanca” en ambas capitales? Si Berlín consideró efectivamente que era casi segura una guerra europea, dicha carta blanca adquiere un cariz francamente belicista, pero si dicha carta blanca fue una exageración que el belicista hoyos transmitió a Viena, entonces Berlín no estaba dispuesto en absoluto a ir a la guerra y dicha “Carta Blanca” resulta que no fue tal.

 

¿Quieres opinar sobre esta noticia? Debate: El Desencadenamiento de la Primera Guerra Mundial

 

Viene de: 6 de Julio, a primera hora. El Kaiser se Marcha de Vacaciones

Sigue en: 6 de Julio, por la noche. Bethmann-Holweg se Sincera

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

You may use these HTML tags and attributes:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.