Dejamos en la entrada anterior un texto de Alzola pendiente de análisis, cosa que pretendemos hacer en las líneas siguientes.

Dejemos aquí el relato de Alzola para realizar un breve análisis. La nao inglesa con el barlovento ganado acomete a la española y directamente intenta un abordaje haciéndose uso de artillería y arcabucería en el mismo instante, algo que recuerda a la imputada táctica de los españoles según los señores Martin y Parker (4): “Las tácticas de navegación españolas, decantadas a partir de la experiencia de las galeras, también concebían la andanada como recurso sólo utilizable en una única ocasión y con la exclusiva finalidad de desbaratar y confundir al adversario en el preludio de un inmediato abordaje”.

El asalto se consigue a la primera y, como consecuencia, se establece un reñido combate cuerpo a cuerpo donde la gente de guerra española expulsa a los asaltantes ocasionándoles una serie de bajas (al menos cinco muertos y seis heridos). Ante el fracaso, la nave inglesa, manteniendo el mismo costado, se separa con objeto de mejorar su situación táctica y dar tiempo para cargar su artillería; intenta de nuevo un segundo abordaje con el mismo procedimiento: andanada artillera y armas individuales, pero en esta ocasión no consigue acercarse para aferrar con los garfios, probablemente porque Alzola marinase para evitarlo.

Vuelve en un tercer intento sin cambiar de costado, lo que indica que el inglés no se dedicó a dar muchas evoluciones sobre la nao; en este caso acomete por la amura y el espolón (lo intenta por la proa), con el mismo método, andanada artillera y arcabucería, consiguiendo abordar y meter gente, pero allí en el castillo de proa le espera una escuadra de defensa, tal como indica García de Palacio y Alonso de Chaves en sus doctrinarios (5); el resultado vuelve a repetirse, la gente de guerra hispana expulsa a los asaltantes obligados a retirarse a su nao.

Llegado Cavendish al convencimiento de su imposibilidad para abordar al Santa Ana lo intenta por cuarta vez, pero cambiando de método, y ahora genera un bombardeo continuo y a cierta distancia, con objeto de desgastar al contrario mediante la destrucción de arboladura, jarcia y bajas humanas; este preludio de desgaste es el que Alonso de Chaves da como necesario antes de abordar, y no al final como lo aplica el inglés, y digo el final porque a consecuencia de esta acción Alzola rindió la nave al pirata.

Se podría imputar al capitán español falta de agresividad en la acción de defensa de su nao, pues le bastó al inglés el uso masivo de su artillería para rendirla, lo que indicaría un deficiente uso e inaptitud de la propia (de la española). Pero, intencionadamente, el que escribe ha dejado unos puntos suspensivos (6) en el relato del capitán que pasamos a completar: con las pocas armas que se hallaron, haziendo en aquella ocasión más de lo que fuera posible, …”. También con la misma intención cortó el relato, que ahora se continúa:

“…, y hallándose sin ninguna pieza artillera, vista la ofensa tan grande que el enemigo les hazía, y que se ivan a fondo y que la gente estaba desanimada por no tener armas ni artillería con que ofender al enemigo, que si las trajeran le ofendieran y rindieran por la fortaleza de la dicha nao Santa Ana, …”.

La nao Santa Ana era un mercante que navegaba sin armamento, sin ninguna pieza artillera, y algunas armas individuales, según Duro (7): “docena y media de espadas y rodelas, dos arcabuces y un frasco de pólvora que tenía el capitán”. De manera que queda en evidencia la existencia de una doctrina (entiéndase metodología) resolutiva desarrollada por los marinos ingleses, basada en la movilidad y potencia de fuego ante una nave desarmada, y más cuando esta escena ocurre un año antes de los encuentros del Canal de la Mancha (1588); mucho tuvieron que evolucionar los marinos ingleses en tan poco tiempo para corregir esta ineficaz actuación. Se puede ver una similitud, salvando la escala, entre este encuentro y lo ocurrido en el Canal.

Esta Santa Ana no debería ser muy distinta de las otras “Santa Ana” que formaban en la Gran Armada, únicamente que estas segundas se habían convertido en “armada” y por tanto llevaban su artillería y su gente de guerra; si la primera se enfrentó a dos (si bien en el relato de Alzola hace referencia a dos, el abordaje solo lo intenta una), las otras también estuvieron en inferioridad numérica, sobre todo en Gravelinas -8 de agosto de 1588- donde el combate sí se individualizó, pero en cambio respondieron con su artillería y armas individuales, con lo que ninguna se tuvo que rendir, poniendo en evidencia el potencial de fuego de las naves inglesas y la falta de acometividad, es decir, la carencia de una táctica que sustituyera a la conocida hispana de abordar.

La Santa Ana de Alzola recibió tres balazos en la obra viva del casco, pero no se hundió, además fue quemada por Cavendish hasta la última cubierta, pero no se hundió, sino que el casco, recuperado por la tripulación abandonada en tierra, fue reparado y aderezado un aparejo. Dado a la vela les permitió entrar en Santiago el 21 de diciembre y en Acapulco el 7 de enero de 1588.

 

  1. “La Invencible y su leyenda negra. Del fracaso inglés en la derrota de la Armada Española”. ARIN 2013 EDICIONES. También, “Islas Terceiras. La Batalla naval de San Miguel”, Ediciones Salaminas.
  2. La Armada Invencible. Las verdaderas causas de un desastre naval. David Howarth.
  3. AGI, Patronato, legajo 265, ramo 51, porción 2, folios 1 a 6v.
  4. Consultese “Gran Armada. La mayor flota jamás vista desde la creación del mundo. Geoffrey Parker; Colin Martin.
  5. Ambos escribieron sus libros en el siglo XVI, antes de los sucesos de la Empresa de Inglaterra.
  6. Los primeros.
  7. Armada española desde la unión de los reinos hispanos de Castilla y Aragón. Tomo II. Cesáreo Fernández Duro

 

Viene de La táctica naval del siglo XVI – La supuesta inferioridad hispana ante el inglés – El uno contra uno (I)

Si te gustó, te puede interesar ¿Ingleses, holandeses o españoles? – Comienzos del cañón naval en el XVI

 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may use these HTML tags and attributes:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.